• ciclo-indoor

    Como sabéis, el Ciclo Indoor es una actividad cada vez más popular y extendida. Sin embargo, existen una serie de errores comunes en su práctica. Técnicas, posturas… que mal ejecutadas pueden suponer dolores, excesos de esfuerzo, no consecución de nuestros objetivos o incluso lesiones.

    Hoy te hablamos de estos errores para que puedas evitarlos aunque lo más efectivo para conocer la técnica y la correcta ejecución es contar con una formación en Ciclo Indoor de calidad impartida por profesionales, como la que ofrece FEDA.

    • En primer lugar, es importante tener en cuenta la postura que adoptamos al realizar las sesiones de Ciclo Indoor. En este sentido, comenzaremos hablando de uno de los errores más comunes: mirar hacia abajo o incluso mantener la cabeza agachada entre los hombros. Con la espalda estirada debemos situar la cabeza mirando hacia el frente con la cabeza relajada. Así, mantendremos el cuello alineado con la columna evitando tensiones y posteriores dolores. Eso sí, para evitar cargas en la zona cervical, es importante que la posición de cabeza y cuello sea relajada, no es necesario que estemos estirados forzando la posición.
    • Otro de los errores más extendidos en la práctica de esta actividad es no tener en cuenta la correcta posición del sillín. Y es que tenemos que adaptar la bicicleta (sillín, manillar, calas, pedales…) a nuestra postura para realizar el ejercicio de manera cómoda y sin forzar. Con un sillín muy alto obligaremos a nuestro cuerpo a trabajar muy estirado, forzando nuestra posición. En cambio, si lo llevamos demasiado bajo tendremos las rodillas excesivamente flexionadas.
    • Una creencia erróneamente extendida es que podemos practicar Ciclo Indoor con cualquier tipo de zapatilla deportiva. Sin embargo, es importante utilizar un calzado adecuado (además de una ropa cómoda) para evitar molestias. Así, es recomendable que la suela de las zapatillas sea más bien rígida y a poder ser no demasiado fina. En nuestro blog ya os hemos hablado de las calas, específicas para esta actividad.
    • Realiza el trabajo siempre con resistencia, ya que pedaleando sin carga es más fácil sufrir una lesión. Eso sí, hay que contar con la carga adecuada para cada persona, dejándonos guiar por las indicaciones del monitor.
    • Uno de los complementos que debemos llevar cuando vayamos a realizar una sesión de Ciclo Indoor es una botella de agua o de bebida isotónica. Y es que mantenernos hidratados durante la sesión es más recomendable que esperar a finalizarla y beber de golpe todo lo que no hemos ido bebiendo.
    • Refiriéndonos de nuevo a la postura, hay que recordar que la función del manillar no es sostener todo nuestro peso. De hecho, si vencemos todo el peso del cuerpo sobre el mismo estaremos trabajando una posición incorrecta en la que se cargarán en exceso tanto los brazos como las muñecas, los hombros y la espalda.
    • Tanto al empezar como al acabar la sesión de Ciclo Indoor es importante realizar estiramientos que permitirán ayudar a evitar lesiones y a eliminar tensión.

    Ahora que ya conoces estos errores solo te queda evitarlos ¡y disfrutar por completo de tus sesiones de Ciclo Indoor!

    Compartir en...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

    Etiquetas: , , , , ,

El sitio web www.feda.net utiliza cookies propias para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal.
Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee.
Encontrará más información en nuestra Política de Cookies

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar